¿Demasiado feos para ser salvados? – Are these animals too ‘ugly’ to be saved?


El público está habituado a ver campañas para salvar, por ejemplo, a los fotogénicos pandas, ¿pero existen animales cuya apariencia extraña dificulta su conservación?

Las especies más conocidas por encontrarse amenazadas suelen ser las más agradables, e incluso “adorables” de acuerdo a criterios estéticos convencionales. Pensemos por ejemplo en los tigres, los gorilas y los osos panda.

Pero los científicos dedicados al estudio de especies menos comunes aseguran que muchos de los animales en mayor peligro también poseen características que los hacen únicos.

Un proyecto de la Sociedad Zoológica de Londres denominado EDGE, acrónimo de Evolutionarily Distinct and Globally Endangered, “Especies distintivas desde el punto de vista evolutivo y en peligro”, está tratando de llamar la atención sobre estas criaturas menos apreciadas.

“Amo a todas las especies en la lista Edge”, dijo Carly Waterman, directora de la iniciativa.

“Pero creo que algunas necesitan de nuestra ayuda para llegar al corazón del público”.

Una de las especies inlcuidas en la lista Edge es la ranita de Darwin, que enfrenta la doble amenaza de la pérdida de hábitat por la destrucción del bosque nativo en Chile y la ceniza de erupciones volcánicas. El científico chileno Claudio Soto-Azat está trabajando junto a colegas para salvar esta especie, la única especie de anfibio en la que el macho es capaz de embarazarse.

Vea ” clicPeligra en Chile la única especie de anfibio en la que el macho se preña

A continuación presentamos otros integrantes de la lista Edge, seres escamosos o peludos, pero que requieren en forma urgente la atención, el cariño y la conciencia de más adeptos para lograr sobrevivir.

Equidnas de hocico largo

Esta equidna es el mamífero que más tiempo ha sobrevivido en la Tierra. Se cree que se encuentra en el planeta desde hace 120 millones de años.

Vive sólo en Papua Nueva Guinea y se encuentra en peligro crítico.

Es una de las tres especies de mamíferos que pone huevos en lugar de crías vivas, un grupo llamado monotremas, que incluye al ornitorrinco.

“Muchos investigadores en el campo de la medicina querrían saber cuál es el secreto del éxito de esta especie. Podríamos aprender mucho de estas equidnas”, señaló Peggy Rismiller, de la Universidad de Adelaida en Australia, que ha venido estudiando la especie desde la década de los 80.

Es un animal muy tímido y ha sido difícil estudiarlo. No se sabe con exactitud cuál es su población en la actualidad.

Las equidnas usan su largo hocico para excavar el lodo en busca de lombrices.

La especie se extinguió en Australia hace cerca de 20.000 años cuando las sequías hicieron que se secara el lodo que requieren para sobrevivir.

Los pocos investigadores dedicados a su estudio están intrigados con el gran tamaño de su cerebro.

La mitad del cerebro de las equidnas está formado por neocórtex, la materia gris que permite a los mamíferos razonar, aprender y recordar. Un tercio del cerebro humano es neocórtex.

Pero la inteligencia de estos animales los hace aún más elusivos como objeto de estudio.

Cuando Rismillery y sus colegas colocaron radiotransmisores en equidnas de hocico corto para seguir sus movimientos, los investigadores percibieron que los animales escuchaban los mensajes de los científicos en los receptores.

“Reconocían el sonido emitido por sus transmisores”, dijo Rismiller.

“Y cuando lo escuchaban, se echaban a correr”.

Delfín del Ganges

Otro mamífero que no suele aparecer en los pósters de las campañas de conservación.

Es una especie de delfín de agua dulce con un largo hocico y dientes muy visibles. Vive en Bangladesh, India, Nepal y Pakistán.

Se encuentra en peligro y se estima que su población, en constante disminución, se encuentra entre 1.200 y 1.800 individuos.

Como la mayoría de los delfines de río, tiene ojos muy pequeños, ya que la visión no es requerida en las aguas turbias y enlodadas en las que vive.

Nadia Richman, del Instituto de Zoología del Reino Unido, ha venido estudiando estos delfines durante tres años.

El delfín del Ganges “es el último gran depredador de los sistemas fluviales en Bangladesh, India y Nepal”, señaló la investigadora.

“También es una de las dos únicas especies de delfín de río que sobreviven, tras la extinción del baiji o delfín chino del río en 2007″.

Si bien la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza clasifica al baiji como en peligro crítico, muchos investigadores aseguran que la última población ya ha desaparecido”.

“Es una especie singular desde el punto de vista evolutivo y si desapareciera perderíamos una parte de historia evolutiva”, señaló Richman.

La investigadora admite que la apariencia del delfín puede parecer poco atractiva en un comienzo, “pero una vez que uno comienza a conocer su personalidad se precibe su dulzura”.

“Los habitantes de Bangladesh llaman al delfín “uchu mach”, o pez saltarín en la lengua local, Bengalí, y en las pocas ocasiones en que es posible ver su cabeza, siempre provoca sonrisas”.

Pangolín malayo

Los pangolines son los únicos mamíferos del mundo que están totalmente cubiertos de escamas hechas de queratina, el mismo material de los cuernos de los rinocerontes o las uñas de los seres humanos.

Se encuentra en varios países del Sudeste Asiático pero se desconoce el tamaño de sus poblaciones.

Debido a la creencia errónea de que sus escamas tienen valor terapéutico, la demanda por los pangolines ha crecido tanto que la especie está siendo llevada a la extinción.

Las escamas son usadas en la medicina tradicional en China, donde se cree que pueden ayudar a las madres a amamantar y hasta curar el cáncer.

Dan Challender, de la Universidad de Kent, en Inglaterra, está estudiando a los pangolines para su doctorado y asegura que se trata de animales increíblemente fuertes y flexibles.

“Son gimnastas extraordinarios. He visto a las madres escalar superficies con sus crías en la espalda”.

Challender cree que el público debe saber más sobre los pangolines. “Creo que simplemente los desconocen. Pero son tan originales y divertidos que cuando las persones ven una filmación de un pangolín en acción se enamoran de esta especie”.

Salamandra china gigante

Esta gran salamandra es la mayor especie de salamandra del mundo. Puede alcanzar hasta 1,8 metros de longitud.

Se encuentra en los aroyos y fuentes de agua en las montañas de China y se la considera en peligro crítico.

Era común en China hace 30 años, pero ha sufrido una caida catastrófica, de acuerdo a la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

Su linaje ha venido evolucionando en forma independiente de otros anfibios durante 170 millones de años.

El sitio online Arkive – que reúne imágenes y filmaciones de una gran variedad de especies – señala que su piel es “marrón oscura, negra o verdosa y con manchas irregulares”.

“También es rugosa y porosa, lo que facilita la respiración a través de la piel ya que este gran anfibio carece de agallas”.

Pero Carly Waterman, directora del proyecto Edge, señala que este gigante resbaladizo, que florece en agua limpia y fría, podría ser un símbolo de las campañas de protección de cursos de agua”.

El gobierno chino intentó llamar la atención sobre la grave situación de la especie exhibiendo 15 salamandras en la expo de Shanghai en 2010.

Desafortunadamente, sin embargo, de acuerdo a un informe en el diario Global Times de China, los 15 animales murieron “debido al calor y el ambiente ruidoso”.

Sapillo balear

También conocido como ferreret, el sapillo balear es endémico de la isla de Mallorca y está catalogado como especie vulnerable.

La población de adultos se estima en 500 a 1.500 parejas.

Trent Garner, del Instituto de Zoología del Reino Unido, ha venido estudiando la especie durante cinco años.

“Es un sapo adorable con mucha personalidad”, dijo Garner.

El sapillo balear sólo fue descubierto en la década del 70, cuando se hallaron algunos restos fósiles.

Años después se detectó por primera vez un individuo vivo y se creó un programa de rescate, reproducción en cautiverio y reintroducción en el medio silvestre.

Desafortunadamente, el programa de reintroducción también puso a esta especie en contacto con un enemigo, el hongo quitridio, que está devastando poblaciones de anfibios, por ejemplo, en varios países de América Central.

Pero no se trató de un error del proyecto.

“Los investigadores hicieron pruebas para asegurar la ausencia de todas las enfermedades conocidas en anfibios hasta entonces”, dijo Garner.

“Pero el hongo quitridio aún no había sido descrito cuando se realizaron las reintroducciones”.

Garner cree que el sapillo balear podría ser un símbolo de las campañas de conservación. Una de sus características más distintivas es que los machos “son muy buenos padres”.

“Llevan los huevos fertilizados consigo y los cuidan hasta la eclosión de las larvas”.

“Y sus ojos, que recuerdan a Bambi, deberían ser suficientes para encantar al público”.

ENGLISH VERSION 

Fuente: BBC Mundo 

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s